Menú principal

5 ideas para ahorrar con niños

5 ideas para ahorrar con niños

Tener hijos conlleva numerosas alegrías, casi tantas como gastos. Ahorrar con niños se convierte en una tarea titánica para las familias, que tienen que ingeniárselas para cuadrar el presupuesto mensual. Por ello, vamos a ofrecerte una serie de consejos que te ayuden a optimizar tus recursos de la mejor manera posible y a concienciar a los pequeños de la importancia del ahorro.

La alimentación

Llenar la cesta de la compra se encarece en gran medida cuando nacen los hijos. Una vez que supera la fase de la lactancia, un niño puede incorporar a su dieta casi todos los alimentos que toma el resto de la familia. A la hora de hacer las papillas, por ejemplo, no es necesario recurrir a los costosos productos que se encuentran en la sección infantil. Comprar frutas, verduras, carnes y pescados en el mercado y luego triturarlos es una solución adecuada.

También es importante no ceder ante los deseos de los menores, que, a menudo, se encaprichan de aperitivos y golosinas poco saludables y muy caras. Otra cuestión a tener en cuenta es el tema de los formatos familiares. Aunque las grandes superficies los venden como un ahorro, lo cierto es que suele tratarse de un engaño. En este sentido, lo mejor es fijarse en el precio por kilo.

El fondo de armario

La ropa de los pequeños dura poco en el armario. Y es que, cada vez que pegan un estirón, las prendas quedan inservibles. Para ahorrar con niños en cuestión de vestuario es preferible evitar recurrir a las marcas más prestigiosas porque nunca se amortizarán esas piezas textiles. Una alternativa interesante es intercambiar ropa con tus amigos y familiares. Muchas prendas quedan nuevas y pueden ser aprovechadas por otro niño. Asimismo, las tiendas de ropa de segunda mano también son recursos atractivos.

Los juguetes

Hoy en día, los menores poseen tantos juguetes que apenas les da tiempo a jugar con todos ellos. Para que aprendan a valorarlos, nada mejor que limitar la cantidad de regalos que reciben. Suele pasar que los niños se aburren pronto de un determinado juguete. La solución pasa por esconderlo durante un tiempo y luego volver a mostrárselo. De esta manera, crecerá su interés como si fuera la primera vez.  Los padres pueden comprar juguetes con precios ajustados, pero es imprescindible que observen si cumplen las medidas de seguridad establecidas por la Unión Europea.

La educación

La formación académica de un niño es sumamente importante, tanto para el presente como para el futuro. No obstante, los centros públicos no tienen por qué ofrecer una educación peor que los privados. Existen guarderías y colegios estatales que gozan de gran prestigio entre padres y profesores. Respecto a los libros y el material escolar, puedes beneficiarte de las distintas ayudas que otorgan las administraciones para que puedas ahorrar con niños en edad escolar.

El valor del ahorro

Las medidas propuestas anteriormente son muy eficaces, pero no servirán de nada si los pequeños no aprenden la importancia que tiene ahorrar para que la economía familiar funcione. Así, es fundamental enseñar a los hijos cómo recortar gastos para que, el día de mañana, sepan aplicar esos conocimientos. Transformar el ahorro en un juego puede resultar muy positivo y, de esta forma, los menores asumirán gustosos el reto de reducir los gastos.

Escribe un comentario

Puedes usar: Etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>